Honor Play

En un mercado reñido, el Honor Play sabe encontrar su lugar. Quizás no sea ni el terminal más brillante ni el más popular, pero sí que se desenvuelve con soltura en la gama media y puede llegar a ser una opción a tener en cuenta para muchos usuarios. Veamos a continuación cómo es el Honor Play al detalle.

Un diseño destacable

Una de las pegas que se le suele encontrar a los smartphones de esta gama es el diseño. En cambio, en este caso, Honor ha puesto atención en los acabados, dando lugar a un móvil de muy buen aspecto. Construido en metal, promete resistencia a los golpes, e incorpora un LED de notificaciones y un notch que resalta en una delantera con márgenes aprovechados, tal como marca la moda. Las dimensiones son grandes, puesto que el panel con resolución Full HD+ es de 6.3 pulgadas. Dicha pantalla, sin llegar a ser excelente, se defiende bastante bien, aunque no puede ofrecer una riqueza de colores más vivos que sí se encuentra en dispositivos de mayor coste.

Conexiones y seguridad

El Honor Play, sin resistencia al agua, mantiene el jack de audio e incorpora el USB tipo C. Asimismo, cuenta con las tecnologías NFC y Bluetooth 4.2. Afortunadamente, a sus 64GB de almacenamiento se les puede añadir los de una tarjeta SD, que también puede ser sustituida por una segunda SIM.

Por otra parte, el Honor Play cuenta con dos métodos diferentes de desbloqueo, además del código PIN. El lector de huellas funciona correctamente, sin ser de los más rápidos del mercado, y el sensor de reconocimiento facial admite cierto margen de mejora. Pese a que no da muchos problemas durante el día, cuando cae la noche hace que desbloquear el móvil con el rostro sea prácticamente imposible.

Gaming en el Honor Play

El principal reclamo del Honor Play es su potencia para poder hacer frente a los juegos, tal como se indica en el propio nombre. A la hora de la verdad, el Kirin 970, también presente en el Huawei P20, y los 4GB de RAM rinden con soltura con los juegos más exigentes. No obstante, la fluidez que encontramos en el Honor Play, al igual que la anteriormente vista en su hermano mayor, el Huawei P20, no es comparable con la de otros terminales de gama más alta.

El dispositivo chino incorpora un único altavoz, que no llega a ser de una calidad muy notable y se queda corto en intensidad y matices. Teniendo en cuenta que el Honor Play es un producto destinado al contenido multimedia y al gaming, la experiencia auditiva es en cierta medida insuficiente.

En cuanto a la batería, el móvil de Honor asegura una jornada de uso completa sin demasiadas preocupaciones. Incorporando la opción de carga rápida, la batería es un aspecto fuerte en este terminal.

Cámara buena, software no tanto

En primer lugar, EMUI, como siempre, ofrece una experiencia de uso basada en Android, incorporando personalización y un diseño que no acaba de convencer. Además, la presencia de bloodware hace que la capa de personalización compartida por Huawei y Honor sea más un inconveniente que una ventaja.

En segundo lugar, la cámara dual del Honor Play permite capturar fotografías con un resultado más que aceptable. En general, la cámara del Honor Play tiende a sobreexponer. La cámara de selfies destaca frente a la trasera, puesto que sobresale frente otros móviles de la misma horquilla de precios. El sensor de la parte de atrás, si bien cumple con su cometido, no llega a resultar sobresaliente, puesto que la calidad y el gran nivel de detalle obtenidos en las fotografías diurnas desaparecen en situaciones de baja luminosidad.

De igual modo, la opción de captura de vídeo cumple con su función de manera correcta, sin llegar a ser admirable. Por otra parte, el modo retrato en la cámara trasera es aceptable, sin merecerse elogios, y la función de uso de inteligencia artificial en el tratamiento de las imágenes es más bien incómoda, saturando en la mayoría de casos las fotografías, obteniendo un resultado dispar frente a la realidad.

Precio y conclusiones

El Honor Play se encuentra por unos 329€ en diferentes tiendas, demostrando su gran relación calidad/precio. Quizás no prometa unas especificaciones tan sorprendentes como las del Xiaomi Pocophone F1, pero sí que es un smartphone completo y solvente que aborda todos los apartados sin llegar a tener grandes pegas. El Honor Play, siendo un terminal de grandes dimensiones con un gran diseño, es una opción que no dudamos en recomendar para presupuestos comedidos.

avatar
  Suscribete a las respuestas  
Notificar...