Cargar

¿Es un mito que cargar el teléfono en el coche daña las baterías? Vamos a explicarlo.

Se han oído diferentes versiones sobre este dilema, y esto es debido a las distintas formas que tenemos para cargar la batería de nuestro teléfono. Existen diferentes factores que condicionarán la carga: calor dentro del habitáculo del vehículo, el cargador que usemos, la toma utilizada…

Resultado de imagen de Coche carga

Vamos a tratarlo paso a paso para que no quede ninguna duda.

El supuesto problema de cargar en el coche.

Las opiniones que aseguran que no es beneficiosa la carga del teléfono en un vehículo se basan en que no se recibe suficiente electricidad para cargar la batería, lo que podría traducirse en una incorrecta entrega irregular del voltaje desde el cargador que conectemos a esta toma según argumentan. Lo que la calentaría y degradaría sin obtener el propósito de la carga en este caso.

También se basan en qué, si el vehículo es antiguo, puede que consuma demasiado la batería del mismo y termine siendo perjudicial para el coche. Bien, esto no es así debido a lo que explicaremos más adelante. Vamos a pasar a exponer cada uno de los factores determinantes para intentar explicar este supuesto problema.

La toma de corriente que vamos a usar es determinante.

Cargador

Este es el punto más importante, y en el que se basan las opiniones detractoras de esta práctica. En el vehículo solemos tener dos tipos de toma en la que podemos enchufar nuestro cable USB. Suele ser la toma de mechero (necesitaremos un cargador) o bien, el puerto USB hembra.

Si probamos cargar conectando un cargador de Samsung con una carga de 2.1A en la toma de 12V de mechero obtenemos una carga muy digna. En torno a los 1300mA, que es semejante a un enchufe de pared con un cargador convencional (incluso algo más rápido dependiendo del cargador). Si lo conectamos a un transistor FM seguimos obteniendo 800mA, que no está mal.

En cambio si lo conectamos directamente al puerto USB hembra, es cuando encontramos problemas. No es un puerto para carga, es un puerto para introducir un Pen Drive con música (o un MP3). A esto se debe la poca energía que nos llega a la batería del teléfono.

Obtenemos 20mA, algo insignificante. Que sí puede calentar la batería sin ningún beneficio. Así que os recomendamos evitar esta práctica. Esto es lo que ocurre normalmente con la gran mayoría de los vehículos, aunque cada vez más encontramos puertos específicos para el menester de la carga o puntos de carga inalámbrica, en cuyo caso sí estaría recomendado conectar el terminal. Hay que tener en cuenta que estos vehículos llevarán indicado en dichos puertos, para no llevar a equívoco.

Para realizar tus propias comprobaciones, te recomendamos la aplicación Ampere para Android, te dejamos el enlace aquí.

El calor en el habitáculo.

Podemos decir que es una regla de tres. Si la batería se calienta, sufre (cuanto más, peor). De manera que si en el coche hace mucho calor (rayos de sol directos), y además cargamos simultáneamente el dispositivo… va a sufrir bastante, pudiendo llegar a entrar en el modo «Warning» para evitar daños debido a altas temperaturas y apagarse.

Un truco para evitar esto es cargar el dispositivo en un lugar oculto del sol. Y si tu guantera tiene refrigeración, sería ideal. Como anteriormente hemos comentado, existen vehículos en la actualidad con puntos preparados para esto, que están resguardados del sol e incluso refrigerados en algunos casos.

¿Motor encendido o llave en contacto?

Cargador

¿Qué ocurre si dejamos las luces puestas con el motor apagado? Efectivamente, se gasta la batería. Cuando arrancamos el motor, no se consume en ningún momento batería (para encender el motor sí, por supuesto) por el hecho de tener las luces encendidas.

Pues lo mismo sucede con el cargador del teléfono. Si pretendemos cargar nuestro teléfono con la llave en el contacto y el motor apagado… gastaremos una batería para llenar la otra, lo que puede hacer que tengamos un problema mucho mayor que tener el móvil sin batería.

Si en cambio tenemos el motor encendido mientras realizamos un viaje (por corto que sea)… la energía vendrá del alternador. De manera que si no la usamos para cargar nuestro dispositivo, simplemente se irá transformada en energía calorífica.

En resumen.

El hecho anteriormente citado es decisivo para que tomes en consideración cargar tu teléfono en el vehículo. Debes hacerlo siempre que hayas iniciado el viaje, ya que el motor estará encendido e igualmente no vas a poder usar tu dispositivo. De esta forma cuando llegues a tu destino tendrás el teléfono cargado, en lugar de haber perdido toda esa energía inútilmente.

Recuerda:

  • Motor encendido (significa alternador funcionando y proporcionando energía).
  • Cable USB de calidad conectado al cargador de mechero. Este a su vez en una toma de 12V.
  • Dispositivo sin utilizar, guardado en un lugar frío como la guantera.
  • Llegar con el dispositivo cargado es una gran ventaja.

Esperamos haberte ayudado y haber aclarado este tema que tantos mitos ha divulgado en las redes.

Si tienes alguna duda, o puedes aportar algo más, no dudes en dejarla en el apartado de comentarios.

Si tienes Telegram y no te quieres perder ninguna noticia, únete a nuestro canal: TelegramClubTech

Únete a Club Tech en Twitter y Facebook, no te pierdas las novedades más interesantes.


avatar
  Suscribete a las respuestas  
Notificar...