Llevamos exactamente una semana con el Xiaomi Redmi Note 5, un terminal de primera. Un gama media completísimo, pero que tiene sus cosillas ¿Quieres conocerlas?

No hemos podido tomar fotografías del terminal por motivos de tiempo, de todas formas para un futuro análisis (a los 30 días) intentaremos tomar algunas imágenes del mismo.

Xiaomi Redmi Note 5

Construcción sólida, metal y acabados de primera

No vamos a aburriros con el unboxing del terminal, no decimos que sean aburridos, pero muchos de vosotros sabéis perfectamente qué contiene la caja de este smartphone.

Por ello hemos decidido saltarnos lo que viene en la caja y hablar de las primeras impresiones en mano del Note 5.

Se siente sólido como una roca, el metal está muy bien pulido y no tiene bordes filosos por ningún sitio. Los botones no bailan y son de metal, construcción premium para un dispositivo de gama media. Sorprendente.

Una pantalla espectacular, aunque con un gran pero.

La pantalla de 5.99″ del Redmi Note 5 posee formato panorámico 18:9 sin notch y los bordes son bastante reducidos.

La reproducción de colores está muy bien, el brillo en interiores es muy bueno y el brillo automático funciona como debe. Aunque el principal problema de esta pantalla es el brillo en exteriores, el cual se nos antoja muy escaso.

No tenemos botones en pantalla, como sucede con este tipo de terminales a toda pantalla. Los que tiene son virtuales y los podemos ocultar para utilizar gestos. Estos van muy bien y son tan simples de utilizar que nos hemos habituado muchísimo a ellos.

Rendimiento… esperábamos un cambio mayor.

Qualcomm Snapdragon 636

Vamos a aclarar lo del título antes de que os enfadéis con nosotros. El rendimiento del Note 5 es muy bueno, todo va fluido, funciona bien y no presenta problema alguno de lagueos ni cierres forzosos.

Esto es debido en gran parte al software. Como muchos de vosotros sabéis MIUI 10 optimiza el rendimiento del terminal logrando que este funcione de una manera ligera y veloz, pero las cosas como son… no notamos un gran cambio entre el Qualcomm Snapdragon 625 y el 636 al menos en la versión de 3GB de RAM/32GB de almacenamiento. No se nota tanto excepto si estamos acostumbrados a jugar con nuestro smartphone.

Audio, entrada para auriculares y demás etcéteras.

En cuanto al audio el altavoz (ubicado en la parte inferior del terminal) suena muy bien. Volumen bastante aceptable y buena calidad, no se escucha enlatado ni nada parecido.

Tenemos una entrada de auriculares de 3.5mm, el jack Xiaomi lo ha cambiado de lugar respecto al Note 4. Éste se encontraba arriba, pues ahora lo tenemos debajo.

Incluye infrarrojos y además tenemos soporte Bluetooth 5.0. Volviendo al tema del audio tenemos soporte AptX con lo cual cualquier auricular que soporte dicha característica tendrá un sonido mejorado.

Batería más que suficiente.

Una de las principales características de los Redmi Note es su enorme batería. Xiaomi ha equipado esta quinta generación con una de 4.100 mAh que además posee carga rápida QuickCharge (no hemos probado cargarlo con un cargador rápido) aunque no incluye el adaptador en la caja. Solo viene uno normal y corriente de 5V/2A típico de los Xiaomi.

Los primeros días la batería se agotaba muy rápidamente, en cuestión de días de carga al 100% (y unos minutos de más, que nunca vienen mal) la misma comenzó a calibrarse y hemos llegado a pasar el día y medio con un uso intensivo.

El puerto de carga es microUSB y no nos parece que esté bien, tampoco que esté mal, es un detalle menor a nuestro juicio.

Lo que sí es un poco molesto es que los cables microUSB vienen cada vez más cortos dificultando cargar el móvil a cierta distancia del tomacorriente ¿Tanto les cuesta agregar 15 o 20 centímetros más?

Cámaras muy mejoradas.

Si hablamos de cámaras en gama media tenemos muchos exponentes, Huawei/Honor, Nokia, Motorola, Meizu y muchos más. Claro que, Xiaomi con sus Redmi, éste  en particular si bien ha sido lanzado hace unos meses posee un cámara tan buena que parece mentira que encontremos este terminal por menos de USD 200 o USD 170 Euros.

Es que la reproducción de los colores, el efecto desenfoque y la calidad que brinda esta AI Dual Camera es sorprendente.

En el apartado de vídeo tampoco decepciona. Quizá no grabe nativamente a 4K ni a 60 FPS en 1080p, pero estabiliza excelentemente bien. Tiene buena calidad de imagen y en términos generales funciona como se puede esperar.

Otros detalles

  • Lo dicho, el cable microUSB es demasiado corto, unos centímetros de más no hubiesen estado mal.
  • Tenemos LED de notificaciones, pero es blanco, Xiaomi abandonó el LED multicolor.
  • La cámara frontal permite efecto desenfoque gracias a MIUI 10, perfila bastante bien.

Xiaomi Redmi Note 4 (4X) vs Xiaomi Redmi Note 5

Xiaomi Redmi Note 4
Xiaomi Redmi Note 4

En la semana que llevamos de uso con este gigante (es bastante grande, pero no incómodo) podemos decir que vale la pena el cambio sí consideras esto en un terminal.

  • Pantalla.
  • Cámara.
  • Gestos.
  • Deseas tener un terminal que se actualice más a menudo.

Pantalla: La pantalla del Note 4 es más pequeña (5.5″ vs 5.99”) y posee marcos, que pueden gustarte o no, dependerá de ti, pero que no son muy pronunciados.

Cámara: Si sois de utilizar mucho la cámara de tu terminal (especialmente la frontal) el cambio vale muchísimo la pena, las cámaras han mejorado de manera notable.

Gestos: Al no poseer botones físicos, MIUI muestra los botones virtuales en pantalla, pero siempre podemos hacer uso de los gestos que ofrecen estos dispositivos a toda pantalla.

Y sin dudarlo, si deseas tener un terminal que siempre esté al día (al menos por unos años) este Note 5 se actualizará más a menudo que el Note 4 del cual no sabemos si llegará a MIUI 11 o más allá. Quizás sí, conociendo a Xiaomi todo puede ser.

Pero si esto no te interesa y solo necesitas un terminal que funcione bien, tenga una cámara trasera decente, mucha batería y un diseño en metal, el Note 4 sigue siendo una excelente opción al día de hoy.

Y lo puedes encontrar por precios irrisorios en muchas tiendas.

Ahora depende de ti, ambos son excelentes equipos, ambos poseen buena construcción, materiales sólidos y hardware rendidor, ahora… si no posees ninguno conviene mucho más que pases al Note 5, obtienes muchas mejoras por poca diferencia de precio.

¿Piensas que el Xiaomi Redmi Note 4 sigue siendo una gran opción hoy en día?

Si tienes Telegram y no te quieres perder ninguna de nuestras noticias, únete a nuestro canal: Telegram Club Tech.

avatar
  Suscribete a las respuestas  
Notificar...