MyWigo logo

La información es poder y mantenerse informado del mundo de la tecnología es un buen método para evitar caer en los engaños de ciertas empresas. Hace pocos días, mi compañero Juan Ángel Romero nos confirmaba que la empresa extremeña Zetta irá a juicio, acusada de vender teléfonos Xiaomi como propios. Hoy le toca el turno a otra empresa española, MyWigo, que se encuentra en el punto de mira por publicidad engañosa en las especificaciones de sus teléfonos.

MyWigo es una empresa nacida en Valencia en el año 2013 y que podréis conocer por haber sido patrocinadora de los equipos Valencia Basket, Baloncesto Valladolid y Girona FC. Sus productos se distribuyen por 16 países repartidos por Europa, África y América y pueden ser comprados a través de Amazon o El Corte Inglés.

Hace poco el blog Movilonia destapaba esta situación, recibiendo amenazas de ser demandado por ello. Hoy hacemos un repaso por los “trucos” utilizados por este fabricante para vender sus teléfonos.

El truco de los megapíxeles

Uno de los parámetros en los que más nos fijamos a la hora de elegir un terminal es su cámara y cualquier fabricante de smartphones lo sabe. Este es el aspecto en el que se encontraron “discrepancias” en el MyWigo Uno Pro. Este terminal, según las especificaciones que se pueden encontrar en su web, cuenta con 8Mpx en su cámara frontal.

Sin embargo, al entrar en el menú de configuración de la cámara, el usuario se encontraba con que el terminal no ofrecía más que 5mpx.

MyWigo Uno Pro Frontal

Ante las acusaciones de publicidad engañosa, MyWigo publicó un comunicado a través de su página web en el que decían lo siguiente:

“La cámara es de 5Mpx interpoladas a 8Mpx via software para de esta forma conseguir una mejor optimización de la imagen.”

Para los que no sean entendidos en fotografía, interpolar una imagen consiste, básicamente, en añadir píxeles “falsos” intercalados con los reales para aumentar la resolución de la imagen. El color de los píxeles interpolados se calcula en función de los píxeles que lo rodean. Es decir, si el píxel A tiene una intensidad de 3 en el color rojo y el píxel C tiene una intensidad de 5 en este color, se añade en procesado un píxel B entre ambos con una intensidad de 4. Esto proporciona una imagen con mayor resolución, pero este aumento de resolución no proviene de la cámara, sino de un procesado posterior, por lo que sería falso afirmar que la cámara de este MyWigo Uno Pro es de 8Mpx.

Una vez realizado el comunicado, la empresa se limitó a poner un mensaje “aclaratorio” en la descripción de su producto, algo críptico (by SW), que no todo el mundo entenderá y que resulta insuficiente.

MyWigo Uno Pro

 

El truco de la memoria interna que es externa

Si el truco de la cámara no era suficiente, hay otro truco más en este MyWigo Uno Pro. También tiene una memoria que es interna pero que, en realidad, es externa. Si nos fijamos en la descripción del producto de su página oficial, podemos ver lo siguiente.

MyWigo Uno Pro Memoria

Como podemos ver, este terminal cuenta con 32GB de memoria interna. Sin embargo, un poco más abajo en esa misma web…

MyWigo Uno Pro especificaciones

En resumen, lo que venden como 32GB de memoria interna son, en realidad, 16GB de memoria interna y una micro SD de 16GB. No vamos a comentar nada más.

El truco de la batería de mayor capacidad

Si algo nos ha enseñado el caso de Zetta es que, en ocasiones, una pegatina puede ocultar una verdad incómoda.

Los compañeros del blog Movilonia adquirieron un terminal de gama baja de la compañía, el MyWigo Excite GIII que, según sus especificaciones, contaba con 2000mAh de batería. Sin embargo, una vez retirada la pegatina de la batería, pudieron observar lo siguiente.

MyWigo Excite GIII Batería

Tal y como podéis observar, la batería utilizada en este terminal es, en realidad, de 1700mAh, lo que supone un 15% menos de lo anunciado por el fabricante. Una vez más, no es necesario explicación alguna.

Conclusión: “El conocimiento os hará libres”

Si hay algo que nos da pena y rabia a los entendidos en este mundo de la tecnología es ver a ciertas empresas aprovecharse de artimañas para poder vender sus productos. Informad a vuestros amigos y familiares que aún no buscan en internet; decidles que vivimos en una era donde la información se encuentra a golpe de click y donde es relativamente sencillo encontrar opiniones de cualquier producto que podamos estar interesados en comprar. Decidles que no se crean todo lo que les cuenta el fabricante o el vendedor y que la ausencia de opiniones es casi tan malo como una opinión negativa.

Tal y como decía Sócrates: “El conocimiento os hará libres”.

 

¿Os habéis encontrado con alguna situación parecida? Podéis contárnoslo en los comentarios.

 

 

avatar
  Suscribete a las respuestas  
Notificar...