Lo mencionábamos en un post hace muy poco, cada semana tenemos un nuevo servicio de streaming y eso se está notando en los contenidos. Netflix ha admitido la gran competencia que viene por detrás con HBO a la cabeza, Apple TV y Disney+.

El tema se está volviendo polémico porque cada vez hay más fragmentación en los contenidos y exclusividades que nos hacen contratar servicios de streaming diferentes para ver una serie o película concreta.

Netflix es Netflix

Streaming Netflix

Podemos decir que algunos contenidos no son de lo mejor, como las aburridas películas de Adam Sandler y ciertos contenidos de series que quizá no son del agrado de todos.

Pero algo es cierto, Netflix no tiene rival, ni siquiera Prime Video experimenta y ofrece tanta variedad de contenidos.

Netflix ha sido precursora con el binge-watching, el visionado de series un capítulo tras otro y además ha experimentado con las episodios interactivos como «Bandersnatch» o «You vs Wild».

Pero el modelo del servicio de streaming Netflix es diferente, porque han sido los pioneros, Amazon Prime Video va por otro lado.

Amazon Prime Video necesita más contenidos

amazon prime

El gran inconveniente de Prime Video es además de que en ciertos países debemos abonar la suscripción Prime que este servicio de streaming no posee tanta variedad de contenidos.

Recién este año o el próximo podremos ver series como la de «El señor de los anillos» que se suman a un catálogo muy premiado como «Jack Ryan» o «The Marvelous Mrs. Maisel».

Ahora Prime Video ha mejorado en variedad, pero en calidad de series tiene algunas decepciones y series muy buenas que se han cancelado.

Ahora llegan más servicios de streaming ¿Cuánto pagaremos?

DISNEY+

Claro que esto depende de lo que queramos ver, pero Netflix + Prime Video es un combo muy común hoy día, o Netflix + HBO ¿Notan el punto en común? Nunca se descarta a Netflix.

Conocemos usuarios de servicios de streaming que pueden dar de baja a Prime Video, Movistar o HBO, pero nunca a Netflix.

El gran problema es que los costos parecen insignificantes, pero si sumamos los servicios de streaming (y además si sumamos otros que están por llegar) el costo se dispara.

Los que ganan y los que pierden

Pierde la televisión por cable o abierta, porque mucho de estos contenidos se pueden ver cuándo y dónde sea sin estar atados a horarios específicos o publicidad.

Ganan los usuarios por este motivo, pueden ver su película o serie favorita en dónde les quede más cómodo, no tienen publicidad y pueden dar de baja el servicio cuando lo deseen.

Es evidente que no nos da el tiempo suficiente para ver todo lo que deseemos y que está disponible en estos servicios.

Pero lo cierto es que la fragmentación es real y cuanto más servicios de streaming no solo crece esta fragmentación sino que además los costos empiezan a subir a la hora de abonarlos.

Conoce las novedades del mundo de la tecnología, únete a Club Tech en Twitter Facebook Telegram

avatar
  Suscribete a las respuestas  
Notificar...