Wixen Music Publishing, que autoriza la música de alrededor de 200 artistas, incluidos Tom Petty, Neil Young, The Beach Boys, Missy Elliott y Janis Joplin, ha demandando a Spotify por 1.600 millones de dólaresinforma Variety.

Spotify ha estado plagado de quejas y acciones legales por parte de la industria de la publicación musical, que considera que se está lucrando a su costa. En mayo, la compañía propuso un acuerdo de 43 millones de dólares para resolver una demanda colectiva de compositores, incluidos David Lowery y Melissa Ferrick, que en septiembre fue criticado como inadecuado por un grupo de compositores y actores.

La demanda fue presentada en California el viernes pasado, y alega que Spotify ha estado usando “miles de canciones” sin la licencia correcta. Wixen esencialmente argumenta que Spotify no hace lo suficiente para identificar a los titulares de derechos de las canciones que las licencia, como dice la denuncia:

Antes de su lanzamiento en los Estados Unidos, Spotify intentó licenciar trabajos musicales junto con sellos discográficos pero, en una carrera por ser el primero en llegar al mercado, hizo esfuerzos insuficientes para recopilar la información de composición musical requerida y, a su vez, falló en muchos casos a la hora de licenciar las composiciones incluidas en cada grabación o cumplir con los requisitos de la Sección 115 de la Ley de Copyright.

Spotify presentó documentos judiciales el viernes que cuestionaban si los clientes de Wixen habían autorizado a la empresa a tomar esa medida, alegando que les había dado a sus clientes un breve período de exclusión antes de que sus nombres se incluyeran en la demanda.

Esta demanda surge como respuesta al acuerdo de 43 millones de dólares que Spotify propuso en mayo, y es el último desarrollo en una disputa de larga duración sobre la división de compensación de derechos de transmisión entre sellos y compañías editoriales.

Spotify

 

Spotify hizo públicos los contratos, y se aseguró de consolidar su relación con las tres principales compañías: Warner, Universal y Sony, el verano pasado, antes de seguir adelante con los planes para hacerse público en algún momento de este año. También solidificó un acuerdo general con Merlin, la agencia de derechos que maneja la mayoría de las licencias de sellos de grabación independientes, lo que le permite acceder a la música de miles de sellos más pequeños. Sin embargo, el denunciante afirma:

No estamos buscando un pago ridículo. Pero estimamos que nuestros clientes representan entre el 1% y el 5% de la música que distribuyen estos servicios. Spotify tiene más de 3 mil millones de dólares en ingresos anuales y paga exorbitantes salarios anuales a sus ejecutivos y millones por un mes de espacio de oficinas ultra lujosas en varias ciudades. Todo lo que pedimos es que ellos compensen razonablemente a nuestros clientes al compartir una cantidad minúscula de los ingresos que perciben con los creadores del producto que venden.

Tendremos que esperar a una resolución o un acuerdo entre compañías. La industria del sonido no es fácil y con los nuevos servicios streaming, los autores pueden dejar de ganar dinero con sus obras. Además no olvidamos que Google está trabajando en un nuevo servicio que podría desbancar a Spotify.

Si tienes Telegram y no te quieres perder ninguna de nuestras noticias, únete a nuestro canal: Telegram ElCamioneroGeek.es

avatar
  Suscribete a las respuestas  
Notificar...