spotify

Spotify se ha convertido en la principal compañía de contenido musical digital del planeta por motivos obvios, y aunque no paran de salirle competidores, sigue en lo más alto. La posibilidad de oir música de manera online desde los muchos dispositivos electrónicos que tenemos diariamente a nuestro alrededor dondequiera que vayamos es, sin duda, su principal baza. Y es que esta forma de consumir ese tipo de contenido, que actualmente nos parece lo más normal del mundo, era hasta hace unos pocos años poco menos que una absurdez, sobre todo a la hora de pasar por caja. Y es que ¿quién va a pagar por escuchar canciones que puede descargarse rápidamente de Internet de manera gratuita? La respuesta es: cada vez más gente.

Spotify free y Spotify premium

Porque aunque podemos usar el servicio sin soltar un euro, las limitaciones que aparecen hacen que, siendo sinceros, no apetezca. Detalles como la imposibilidad de reproducir canciones de manera aleatoria o únicamente poder pasar un número bastante limitado de éstas hacia adelante tiene, como resultado, que se nos quiten las ganas. La solución, cómo no, es pagar. Y aunque existen bastantes planes con los que hacernos con las ventajas premium a bajo coste, volvemos a la pregunta de antes: ¿por qué pagar por algo que también existe gratis?

A raíz de esta cuestión, y como no podía ser de otra manera, en los últimos tiempos han surgido bastantes aplicaciones crackeadas o lo que es lo mismo, modificadas, mediante las que se desbloquean algunas de esas funcionalidades de pago pero de manera no oficial y, claro está, no lícita. A este respecto, la compañía tomó cartas en el asunto y recientemente avisaba a los usuarios de estas apps que habrían de cesar en su uso o serían baneados. Pues bien, todo apunta a que en un futuro inmediato tendremos disponible una solución a caballo entre el servicio gratuito y el de pago: la opción de saltar los anuncios que nos aparezcan cada dos por tres.

Buena noticia a medias: por ahora, únicamente en Australia

Y es que al parecer, Spotify se encuentra probando esta novedad en territorio australiano, aunque desde la propia compañía aseguran que en sus planes está extenderlo al resto del mundo. Cuándo es una incógnita, pero esperamos que sea más pronto que tarde. De este modo, y aunque los anuncios seguirían apareciendo constantemente, tendremos la posibilidad de pasarlos y continuar con nuestras canciones. Ellos siguen recibiendo dinero por cada anuncio que no saltemos y nosotros nos evitamos esperas innecesarias. En tal caso, todos salimos ganando. Además, y según aseguran, no existe ningún tipo de restricción. Podremos evitar tantos anuncios como queramos las veces que queramos, sin importar su número o duración.

Finalmente, y es necesario reseñarlo, me parece una solución a medias, porque funciones como poder descargar canciones para consumirlas de manera offline o la posibilidad de reproducirlas aleatoriamente seguirán siendo únicamente de pago. O al menos es lo que parece, ya que no han comentado nada al respecto.

Fuente: Gizmodo.com.

avatar
  Suscribete a las respuestas  
Notificar...