Desde ElCamioneroGeek.es nos enorgullecemos de ser el primer medio escritoy por unas horas en todas las categorías-, al menos de habla hispana, en traeros el análisis del primer Xiaomi que se desprendió de MIUI. El Xiaomi A1 fue una revolución, pero no por su hardware –que recordemos, es de lo mejor que podemos encontrar en la gama media– sino por el software. En este artículo de opinión, os dejamos nuestras impresiones sobre el uso de un Xiaomi con Android puro. ¿Vale la pena el cambio de software?

Xiaomi con Android puro: las 5 claves

Os explicaremos las claves tras esta pregunta: ¿Android One o MIUI?, aunque bien es cierto que nos podría valer con otros dos firmwares distintos. Pasaremos punto por punto detallando los distintos apartados que, para nosotros, consideramos clave en este duelo de software.

Hay terminales de todas las marcas posibles e infinidad de modelos, muchos de ellos con una capa de personalización propia y otros –muy pocos– que conservan un Android puro. Una de estas marcas es Motorola by Lenovo, que usa un Android muy limpio. Los Google Pixel por supuesto también están incluidos, faltaría más. ¿Qué podéis ver en este tipo de dispositivos que tienen en común? No tienen una capa de personalización o firmware distinto –o al menos muy distinto– al oficial de Android. Esto se traduce en una serie de consecuencias más o menos positivas para un usuario final.

Actualizaciones muy rápidas y frecuentes

Creo que todos estamos de acuerdo en que un móvil de Doggee no se actualiza ni con la frecuencia de un Pixel ni tiene tantos años de soporte oficial para dichas actualizaciones. Este problema es muy común si nos hacemos con un dispositivo asiático o de una marca poco reconocida –en términos generales-. En los casos de terminales como pueden ser los de Xiaomi, Huawei, Sony, o Samsung, no tendríamos que tener problemas en este aspecto. Normalmenteunos más que otrosreciben mucho apoyo de sus casas correspondiente y se actualizan con una frecuencia aceptable.

Además, obtienen las grandes actualizaciones como pueden ser Android Nougat o Android Oreo con relativa facilidad, respecto a sus competidores menos conocidos. Este Xiaomi con Android puro ha sido un gran cambio tras usar de manera regular un Xiaomi Mi5. Poco más de 3 días duró el Xiaomi A1 en obtener una nueva actualización. Y no os extrañe que sea de los primeros en obtener Android Oreo, obviamente tras los Google Pixel.

Recordemos que incluso este Xiaomi A1, pese a tener Android One, sigue perteneciendo a Xiaomi. Esto se traduce en aplicaciones propias de la marca china. Estas aplicaciones se tienen que adaptar para nuevas versiones de Android y por ello, es lógico pensar que tardarán más que un Pixel en actualizar por el trabajo que conlleva esas actualizaciones en sus apps.

Xiaomi con Android puro

Rendimiento general

¿Habéis probado algún Motorola? Nosotros sí y podemos decir que el Moto G3, con 1GB de RAM, es mucho más fluido que un dispositivo asiático con mejor hardware. ¿Esto cómo es posible? ¿Es magia? Nada de eso. Igual que ese Moto G3 tiene Nougat, tiene un firmware stock muy limpio y estable. Imaginaos la versión de 2GB. Debe ser una delicia manejarlo con un sistema tan limpio y cuidado. Tampoco nos olvidemos de los cierres forzados que, personalmente, nunca he visto en un Motorola y creo que pese a que es probable que los tenga, deben ser menos frecuentes que en otros firmwares.

El Xiaomi A1 con Android One tiene esa estabilidad y rendimiento tan fluido que muchos agradecerán. No es que se quede corto de hardware tampoco, pero con el paso de los años, seguro que envejece mejor que otros terminales.

Atajos y otras características únicas de MIUI o Android One

En este apartado no se puede ser objetivo, o al menos a la hora de elegir una opción u otra. Si te gusta MIUI, sabrás que sus bondades son muchas, aunque tiene algunas cosas que te gustaría ver modificadas, eliminadas o implementadas. Pensemos en la pantalla dividida, por ejemplo. Es cuestión de tiempo verla en los Xiaomi con MIUI. A menos que instales una ROM personalizada, porque los usuarios de MIUI –oficial– parecen los últimos en obtener dicha función, que en muchos casos nos puede venir de perlas. Podemos poner de ejemplo el Xiaomi Mi5, que con Android Nougat y MIUI 8 aun no tiene la pantalla dividida. Esto cambiará con MIUI 9, pero ver como otros dispositivos, como el Xiaomi A1, con Android One y la misma versión de Android pueden usar esta función provocan ganas de desechar MIUI.

Son otras las funciones que le pueden faltar, pero también sucede a la inversa. MIUI tiene unos atajos y/o funciones que son exclusivoso al menos no en todos los dispositivos podemos ver– como pueden ser la apertura de la barra de notificaciones deslizando el dedo en la pantalla de inicio, la captura de pantalla con tres dedos, su gestión de aplicaciones en segundo plano –personalmente, el mejor y más completo-, etc. Como hemos dicho, para gustos colores. Ambas son experiencias gratificantes, y dependerá de cada uno elegir cuál es mejor en este sentido.

Xiaomi con Android puro

Igualdad para todos con su ROM

Cuántas veces vas a comprar un móvil de importación y te encuentras con dos o tres versiones del mismo. Una puede ser la versión Internacional, otra la Global, y una última a la que se denomina China; al menos así se da en muchos casos. Incluso Samsung tiene distintas versiones de un mismo modelo dependiendo de la región. Elegir mal puede suponer perder rendimiento, una frecuencia necesaria para usar el 4G, o la fatalidad de encontrar el firmware en un solo idioma –que seguro no es el vuestro-.

Si vas a comprar el Xiaomi A1te dejamos el enlace de compra si ya estás decidido-, solo vas a encontrar una versión. Esto sucede gracias a su firmware, que lo hace global para todos. En el caso del Mi5x, gemelo del A1, tendremos que estar pendientes a qué versión adquirimos. Esa sería otra ventaja de un Xiaomi con Android puro.

Comunidad

Por último, y puede que la clave más importante en el caso de tener un Xiaomi con Android puro es conocer la comunidad de cada firmware y/o dispositivo. Cuántas veces habéis visto tanta actividad en una comunidad de desarrolladores independientes y/o profesionales como en los foros oficiales o comunidades no-oficiales de MIUI, EMUI, OxygenOS y otras tantas donde encontramos soluciones a posibles problemas técnicos, ROMS personalizadas, y muchos otros contenidos de interés general.

Formar parte de una como las que hemos citado es maravilloso. Puedes aprender, informarte, e incluso trastear con tu dispositivos si no tienes miedo a dejarlo brickeado. Con esto no decimos que un Xiaomi con Android puro no tenga su comunidad. Solo que es importante decidir de cuál quieres formar parte. Y para móviles con su capa de personalización propia, estas comunidades suelen formarse más fácilmente –con excepciones, como en todos los casos– y tener muchas más variedad de ROMs para probar en tu dispositivo.

¡Eso ha sido todo amigos!

¿Cuál prefieres? ¿Android One o MIUI?
Opina en los comentarios sobre cuál es tu preferencia y por qué.

Si tienes Telegram y no te quieres perder ninguna de nuestras noticias, únete a nuestro canal: Telegram ElCamioneroGeek.es

avatar
  Suscribete a las respuestas  
Notificar...